viernes, 7 de diciembre de 2007

El fuego de San Telmo


Si os fijáis bien en la ilustración, en lo alto de los mástiles y en las perchas donde se sujetan las velas, veréis una especie de fuegos que surgen de los extremos.

Éste es un fenómeno conocido como El Fuego de San Telmo. Se produce cuando hay tormentas eléctricas, por la ionización del aire dentro del campo eléctrico que originan éstas. Aparece en estructuras altas y puntiagudas y es un resplandor blanco-azulado. Este fenómeno se conoce desde la Antigüedad y en Grecia se le llamaba Helena, cuando aparecía un sólo fuego, y Cástor y Pólux cuando eran dos.

Este "fuego" se produce a temperatura baja con lo que no es habitual que produzca incendios, aunque era muy peligroso cuando se producía en los antiguos dirigibles, porque el gas que se utilizaba para llenarlo (hidrógeno) era extremadamente inflamable. También puede aparecer en veletas, pararrayos, elementos metálicos a cierta altura como piolets, rocas graníticas...

Como curiosidad, decir que existen referencias al Fuego de San Telmo en obras de Julio César, Plinio el Viejo, que fue observado por Charles Darwin mientras iba en el Beagle, en "Moby Dick" de Herman Melville, en "La Tempestad" de William Shakespeare, en el cómic de "Tintín en el Tíbet" (donde el Capitán Haddock ve un campo eléctrico en su piolet y Tintín le explica lo que es)...

Y otra curiosidad es que, en realidad, se llama "El Fuego de San Elmo", que es el patrón de los marineros, pero por influencia de la pronunciación del francés (Le Feu de Saint Elme) y del inglés (St. Elmo's Fire), en castellano se ha convertido a San Elmo en San Telmo.

Y, en realidad, no se trata de un fuego, sino de un plasma. Esto es algo enreversado de explicar. Los tres estados que conocemos de la materia es: líquido, sólido y gaseoso. Cada estado tiene unas determinadas características. El plasma sería un estado diferenciado del gaseoso, que contiene gran número de iones y que presenta reacciones electromagnéticas de largo alcance. Ejemplos de plasma serían los rayos en una tormenta, la aurora polar (boreal o austral), el interior de los tubos fluorescentes, las estrellas...

Aquí os dejo un par de enlaces: un pequeño artículo con un vídeo del Fuego de San Telmo en un avión (1) y un vídeo del efecto corona (nombre genérico de este efecto) en un aislador eléctrico (2).


Existe una película de 1985 llamada "St. Elmo's Fire", dirigina por Joel Schumacher y protagonizada por unos jovencísimos Emilio Estévez, Rob Lowe y Demi Moore, entre otros. En castellano se llamó "St. Elmo punto de encuentro" (aludiendo al bar donde se reunían los personajes) o "El primer año del resto de nuestras vidas". La canción central de la banda sonora sí que es bastante conocida y, para hacer más batiburrillo, la pongo. Éste es un post tipo cajón desastre.


St. Elmo's Fire (Man in Motion) - John Parr






Del fenómeno del Fuego de San Telmo, me habló un vecino, hace unos meses, de cuando tenía que subir a los barcos a comprobar la carga y alguna tormenta no les permitía desembarcar. Me decía que una tormenta en el mar da mucho respeto.


21 comentarios:

Tale dijo...

Yo soy de los conoció esto con Tintín en el Tíbet (que por muchas cosas es uno de los mejores tintines que hay).

Por cierto, me parece que las "perchas" se llaman técnicamente "vergas" en lenguaje naútico ;)

Un pariente pobre de este fuego deben ser los chispazos que pegan al tocar la puerta del coche los días secos. Porque los antiguos no tenían coches, que si no le hubieran puesto nombre de algún santo al asunto ese...

Besos

Bloggesa dijo...

Cuando leí lo de Tintín, me acordé de ti. Un guiño porque sé que te gusta.
Ya, ya había leído también que las perchas que llaman "vergas", pero así es más comprensible para los que somos de secano (secarral en verano). Que yo aún no he ido en barco (ni grande ni chico). ¿Vale una de pedales?
Un pariente artificial muy vistoso son las lámparas de plasma, esas bolas de adorno que tienen un núcleo de hace rayos. Es el mismo principio que el Fuego de San Telmo. El chispazo del coche creo que también, aunque necesita de nosotros... si no, no tendría gracia (creo que si se escucha atentamente, se pueden oír a los iones riéndose de nosotros).
Un beso.

Mad Hatter dijo...

Muy curioso e interesante "Bloggesa" ¿Sabes qué día se celbra San Elmo? Lo digo para procurar no viajar en avión, ni en barco, ni en globo ese día, por si las moscas.
Feliz fin de semana y gracias de nuevo por la información de tu comentario.
¡Eres un hacha!

Bloggesa dijo...

Pues, según la Wikipedia, se celebra el día 2 de junio y cuando aparece un fuego de San Telmo se supone que es un fuego protector.
Gracias por los piropos y de nada por la información. Encantada de ayudar.
Un beso.

Le Mosquito dijo...

Otro más que desconocía el nombre original, y encantado con las explicaciones.
Me va costar acostumbrarme al nuevo nombre, pero a partir del lunes, lo intentaré.
De momento, aprovecho para ensayar aquí:

-¡Mosquitaaaa! No olvides llevarte al cole el elmo con el café.

Bloggesa dijo...

¿Permite que su santa se tome un "elmo" enterito de café? ¿Sin acompañarlo de, al menos, dos rebanadas de pan untado con plasma enriquecido? ¿Y qué es eso de gritarle así, sin más, y no acercarse a decírselo al oído?
¡Oh, Señor Mosquito! Espero que haya sido sólo una recreación alejada, muy alejada de la realidad (o que se enmiende para el lunes que viene sin falta). ;D
Mientras tanto, feliz fin de semana y un abrazo.

Le Mosquito dijo...

No, yo no grito nada.
:)
(Por ahora, pues nunca se puede decir aquello de... "De este elmo no beberé"

Katty dijo...

Había oído hablar del fuego de San Telmo pero no sabía bien que era.
El plasma sí sabía lo que era y sabía de las estrellas y fluorescentes, pero nunca reparé en la aurora boreal o los rayos.
Muy interesante post.
Por cierto, el vídeo ochentero a tope. Somos de la misma generación,imagino.
Besos

susana dijo...

elmo no era el de barrio sesamo? ains me has tirado un mito al agua jajajajja...(después de la broma tonta) que acojone , yo no me acercaba mucho, y si me da un trueno de esos...xd xd que miedo

El futuro bloguero dijo...

Muy bueno. Bloggesa. Y el final es cierto, en el mar, las tormentas son de respetar, y en especial las eléctricas, pues un incendio a bordo puede ser de lo más peligroso.

Otra cosa interesante, me refiero a la mala interpretación fonética, como Saint-Elmo que se pasó a San Telmo, es la del famoso Cabo de Hornos, que en realidad se llama Cabo del Cuerno (Cape Horn) pero en fin, el traductor no se quiso complicar y dijo,... pues Horn significa... HORNOS.

Y tan pichi.

donde duende??? dijo...

Jajajajjaja...adivina de quien me he acordado hoy??? de Joker y de ti¡¡¡¡¡se me ha terminado la marmita con el oro negro y he tenido que preparar otra nueva¡¡¡¡jajajjaja...seguo que hubieseis disfrutado viendo como la preparaba¡¡¡¡jajajja..asi que dentro de 21 dias...pocion nueva¡¡¡¡¡

Me voy con mi elmo a otro lado¡¡¡¡ajajajjaja...

Besitos

Le Mosquito dijo...

Si al final nada va a tener el nombre que tiene. patidifuso me he quedado con el comentario de FutBlo.
En fin, me voy a mirar los horns, que parece que huelo a quemado.

kutxi dijo...

A mí como hombre de Letras que soy lo que más me ha gustado es lo de San Elmo-San Telmo. Un poquito como lo de Santiago, ¿no?

Saludos.

Bloggesa dijo...

Señor Mosquito, eso está muy bien. Y tenga cuidado, que algunos "elmos" los carga el diablo... de güisqui malo. Un abrazo.

Katty, generación de mediados de los 70, concretamente 33 veranitos. ¡Cómo pasa el tiempo! Un beso.

Susana, es verdad, había un personaje que era Elmo. ¡Le encontré! Es éste. Como decía Tale antes, los chispazos que nos dan al bajarnos del coche son rayitos de plasma. Si es que no estamos libres... Un besote.

Futuro Bloguero, había pensado alguna vez el porqué el cabo de Hornos se llamaba así, pero nunca había imaginado que era por una traducción "como me sale de las narices". Gracias, FutBlo. Un beso.

Duende, pues a nosotros aún nos queda, aunque lleva un paso lento pero constante hacia la extinción. ¡Qué rico! ¡Y trae p'acá el elmo! Un abrazo, guapo.

Le Mosquito, yo tampoco lo sabía. Estoy investigando y el cabo se llamó Kaap Hoorn (alemán) en honor a los patrocinadores del viaje para descubrir una ruta nueva que sorteara el estrecho de Magallanes, de la que la Compañía Holandesa de las Indias Orientales tenía el monopolio. Hoorn era la ciudad de la que partieron las dos naves para hacer el descubrimiento. Con lo que Horn (en inglés) sería una deformación también del nombre de la ciudad holandesa de Hoorn, que no sé lo que significa. Aquí la información sobre el descubrimiento y el nombre. En alemán, 'cuerno' se dice también 'horn'. Entonces, tanto 'cuerno' como 'hornos' no es traducción del nombre de la ciudad "Hoorn", como la gran mayoría de nombres propios, que no tienen traducción. Y ahora un beso, Mosquito.

Kutxi, sí, sería un poquito como el nombre de Santiago, aunque lo que apuntas tiene mucha más tela. Un beso.

susana dijo...

ains con lo mono que es elmo jajajaj me sigue gustando más, oye porque no escribes un post de estos tan currados tuyos jajaja sobre barrio sesamo?

Bloggesa dijo...

Susana, presiento que el post de mañana, entonces, no te va a gustar...
Tomo nota, señorita. Un besote.

Katty dijo...

Bueno, no iba desencaminada. 33 veranitos frente a 35 otoños :)
Besillos

Bloggesa dijo...

Katty, ¡jovenzuela!
Besillos también para ti.

Blackjoker dijo...

Os puedo asegurar que ver como cae un rayo a treinta metros de la estela de tu barco es una experiencia que nunca olvidaré. Por otro lado el fuego de Sant Telmo, en realidad no es una buena señal si hay una tormenta electrica. Si se produce durante esta puede caer un rayo cerca o justo en el mástil donde aparezca el fuego. El Fuego indica que se esta ionizando el material del mástil (por combinación de la corriente galvanica y por la estática), este se transforma en un pararrayos. De ahí el miedo de los marinos y que lo llamarán el fuego de Sant Elmo.He oido dos versiones entre la gente de mar: por que pedían su protección como patrón, o segun otros, como pronto se reunirían con él más valía estar en paz. (Los marinos también podemos ser muy optimistas cuando estamos en una tempestad) Sí se llaman vergas en algunas zonas de España pero tienen nombre propio en función del palo en donde se encuentren.
Siento el rollo pero hablar de mar es un tema que me puede. Besos a todos. Blackjoker.

Bloggesa dijo...

Blackjoker, según la hagiografía de San Elmo, estaba predicando cuando cayó un rayo a su lado que no le hizo nada y siguió predicando como si tal cosa. Y el vecino que me lo comentó hablaba del Fuego de San Telmo como algo que podía llegar a ser muy peligroso. Por si acaso, mejor verlo en fotografía. Un abrazo, lobo de mar. Y no es nada de rollo, es muy interesante.

Chicho dijo...

Impresionante documento, no conocía este fenómeno....